El duende

¿ES PARA MEJOR O VAMOS PARA ATRÁS?

Soy un sentimental, lo reconozco y desde que llegué a Murcia desde mi Málaga natal me lo ha dicho mucha gente: los andaluces sois muy sentimentales. Después de un par de meses con mi primera página en wordpress que fue un éxito en mi corta carrera informática, éxito personal claro porque tengo el récord de 0 visitas, no sé para que estarán los amigos y los familiares, he decidido ampliar horizontes, buscar nuevos retos, ampliar mis conocimientos y...Bueno en realidad buscando una cosa ha salido la otra. Quiero decir, que intentando instalar una página web en un domino, me doy cuenta que no tengo dominio y que eso vale dinero. Pero ahí estaba Google para desmentirlo todo. Aquí estoy en Webs que me lo ha regalado todo a cambio de algo de publicidad que no viene mal sobre todo si es la banderita de nuestra selección española y olé. Bueno que me tengo que ir. Lo dicho habrá que currárselo un poquito más, trabajar el estilo etc, un reto más que intentaremos superar pero por favor a ver si a partir de ahora los duendes quieren echarme una mano, que para eso somos hermanos y llegan las visitas a esta web. Gracias a todos y perdonen los posibles fallos que intentaremos remediar poco a poco. Ah por cierto, cuidado con la publicidad engañosa, por desgracia no puedo, controlar esa parte y no me hago responsable de a dónde puedas llegar y de lo que puedas gastarte. A veces leer es suficiente no hay que pinchar en ningún lado.

FESTIVAL CANTE DE LAS MINAS DE LA UNIÓN

Durante estos días y hasta el Sábado 15 de agosto se viene celebrando el Festival del Cante de las Minas en la localidad murciana de La Unión. Es su edición número 50 así que se celebran las bodas de oro de este prestigioso festival conocido a nivel mundial y con la distinción de Patrimonio Cultural entre otras cosas. A nivel personal como soy andaluz me enorgullece que mi tierra participe en el patrocinio año tras año. Los grandes del flamenco han pasado por aquí desde la sin par Lola Flores a Camarón pasando por Paco de Lucía que ha repetido este año de forma magistral como no puede ser de otra manaera. Pero esto hay que moverlo. Me refiero a que La Unión no respira flamenco por todas sus calles, a que todo se limita a las noches y a poco más. Las calles no se engalanan para tan preciado evento. Este año algunos escaparates timidamente han adornado sus vitrinas con algunas referencias al flamenco y poco más. Por ese dinero, sea cual sea, se puede hacer bastante más. Hay que tener ideas, ganas y echar palante típica expresión andaluza . Ojalá que la edición número 51 no vaya por esos derroteros sino esto va por mal camino. Anímo a todos y palante siempre palante. 

LOS 33

Llevaban 19 días enterrados cuando la noticia saltó a todo el mundo. 32 mineros chilenos y un boliviano quedaban atrapados en una mina en Chile por un derrumbe. El resto pudieron salir con más pena que gloria. Nadie sabía que había pasado con los 33 hasta que un pequeño milagro surgió. Escrito en un papel con la tinta de Dios, porque no puede ser de otra forma, un milagro como este sólo lo puede hacer Dios pese a quien le pese, llegó a la superficie. Las lágrimas de dolor e incertidumbre se convirtieron en lágrimas de alegría. Al menos estaban vivos. Habían sobrevivido racionando atún y latas de melocotón. Con el agua de un estanque, por llamarlo de alguna forma, que les acompaña. Incertidumbre, nervios, miedo, mucho miedo es lo que sentían sus familiares, amigos, periodistas e incluso políticos que están fuera día a día animando y contando todo lo que pasa en ese agujero infernal. Hasta que salta la noticia: se pueden rescatar. Pero ese rescate es poco más que una aventura de ciencia ficción. Una carambola tal que a cualquiera hubiera echado para atrás. Excepto a los 33. Es una raza increible la de los mineros. Mi abuelo lo fue, y ahora vivo en un pueblo llamado La Unión  en Murcia que fue minero desde los anales hasta el año 1992, que respira los aires y los gases de la mina por todos los poros de sus calles. Paisajes anaranjados jalonados con castilletes que se elevan como edificios altivos, ruinas de las fábricas donde corrían antes cintas llenas de minerales y de qué se yo cuantas cosas que se extraía de la tierra. Y una raza especial de mineros andaluces, concretamente cordobeses que incluso tienen su propio barrio aquí, Peñarroya, nombre también de la última "empresa" minera que cerró en La Unión. A cualquiera, a mí el primero, se nos pondría la carne de gallina sólo de pensar estar un día sólo encerrado a tantos metros bajo tierra. ¿Qué estará pasando por sus cabezas? ¿Cómo funciona su corazón, su cabeza, su alma? ¿Cómo son capaces de animar a los de fuera si ellos están más muertos que vivos? Esta mina chilena se cerró en 2007 trás la muerte de uno de sus trabajadores. La abrieron un año después bajo la promesa de no volver a caer en los mismos errores concretamente el de una especie de chimenea que llega hasta las profundidades de la mina y que debería contar con una escalinata por si las moscas. Las moscas llegaron y si esas escaleras hubieran estado ahí los 33 no serían ni tan siquiera ese número, formarían parte de todos los demás que se salvaron. Pero esa escalinata nunca se construyó. La empresa mintió al gobierno, pensó aquello de no tiene que pasar nada. Pero nunca pasa nada...hasta que pasa. Ellos son los responsables de todo lo que está ocurriendo y si el gobierno lo sabía son tan responsables como ellos. ¿Ven? Seguro que los 33 no están pensando ahora en eso. No están culpando a nadie de su aventura bajo tierra. Sólo piensan en sus familias en esas cartas que están recibiendo por medio de un tubo de no sé cuantos metros de largo junto con algo de comida, bebida y medicamentos así como apósitos para los ojos porque los gases y sobre todo el polvo está haciendo mella en algunos. Y ahora dicen que tardarán al menos tres meses en poder llegar a ellos. Tres meses eternos, inciertos porque no es seguro que los puedan rescatar. La maldita chimenea se ha derrumbado y construir un túnel paralelo llevaría al menos un año. Ironías del destino: conforme las máquinas vayan excavando los 33 tendrán que ir retirando la tierra y los escombros que van a caer en su lado de la mina. Tendrán que trabajar duro como su oficio lo requiere incluso en su propia teórica salvación. Todo es estratosférico, estas cifras de días, de largas y duras jornadas de trabajo abruman y asustan a cualquiera menos a los 33. Pues Dios los bendiga, les dé la fuerza que necesitan, y que salgan de allí Dios mío, que salgan. El que sepa, y el que no sepa que rece todo lo que pueda, toda ayuda es poca y es todo lo que podemos hacer desde tan lejos. Ánimo, vuestra lucha nos hará más fuerte a todos. 

ALMACENAJE EN LA RED

Pues sí amigos es como suena, más o menos. Se trata de una moda que no va a ser pasajera en la nueva internet que sigue para adelante sin mirar atrás, que día tras día innova y que algún día lo mismo revienta de tanto que se puede hacer. He dicho moda pero hará unos tres años más o menos hotmail, ya era hora que la gente directa o indirecta de Microsoft se adelantaran en algo, lanzó al mercado una arriesgada idea Skydrive: disco en el cielo. Aunque a todo esto ahora se le llame nube la verdad es que en su momento hubo muchas críticas, se les tacharon de locos, con lo inseguro que es la red cómo vamos a dejar todas nuestras cosas perdidas en el infinito de los 0 y los 1. Pues sí, señoras y señores lo consiguieron. Ofrecían nada más y nada menos que 25 gigas, los que aún continúan, con la seguridad de que Hotmail, salvo cataclismo universal, no va a desaparecer por lo tanto nuestros archivos no van a levitar, cual astronauta que perdiera su contacto con la nave nodriza en pleno vuelo espacial. Era lento, insoportablemente lento, pero es que la red también lo era en aquellos entonces en los que no se hablaban del ADSL ni del Wifi ni de nada por el estilo. Ahora podemos ver cientos de estas guarderías de datos, fotos, documentos, películas, música, programas... Pero cuidado todo esto parece muy bonito, y en realidad lo es. Sería una forma de conservar nuestros datos sin desperdiciar DVD´s, tener nuestro disco duro lleno o casi o lanzarnos a comprar Pendrives o discos duros externos, que, no nos engañemos, aunque sean de 5000 gigas un día de estos lo vamos a llenar fijo. Sin embargo no podemos dejarles nuestros datos a cualquiera, ya no sólo por lo que puedan hacer con ellos, sino porque como cualquier empresa puede caer en laasa bancarota, desaparecer y dejar nuestros datos Dios sabe dónde. En mi opinión el Sky drive de hotmail es una muy buena opción; Gmail ofrece su capacidad ilimitada de correo electrónico para poder convertirlo en disco duro virtual. Luego otros como Adrive ofrecen 50 gigas,Fiabee es especial para las copias de seguridad, etc etc. Lo que recomendaría si te atrae toda esta historia es que confies en más de uno, que guardes tus datos en dos o tres por si las moscas y que si todavía te queda tiempo para experimentar pásate por eyeOS que es una empresa española, concretamente de Barcelona, que se dedica a esto y que tiene muy buena pinta.

 

REDES SOCIALES

 Como dicen en mi tierra, Málaga, ésto está mu trillao ya, y es verdad. Pero todo lo que se hable es poco. Las redes sociales, nos gusten o no, se han convertido en el nuevo fenómeno social no solo de internet sino de toda la galaxia. Cientos de millones de personas, se dice pronto, consultan su página diariamente. Es la primera página que se abre en millones  de ordenadores de todo el mundo. Ha servido para el reencuentro de amigos e incluso familiares que no se veían desde tiempos inmemoriables. Las empresas, por un lado, ven el negocio en esto, y un negocio muy lucrativo pero por otro un suplicio porque sus empleados "pierden" más tiempo del que deberían en ellas. ¿Entonces qué? Pues como en todo en la vida, depende del uso que le des así será. Comunicación practicamente instantánea, encontrar a gente, amigos o familiares, que no ves desde hace décadas y volver a contactar con ellos es algo maravilloso, se lo dice uno que acaba de encotrar a una amiga que hace tiempo no sé nada de ella. Pero es todo tan simple, tan sencillo que asusta, y harán vbien en asustarse porque no es para menos. Es una auténtica mina para los sabuesos de los negocios ilícitos o al menos conseguidos de forma no demasiado ortodoxas. Entrar en una red social es un chollo y además fácil como a Cristiana Ronaldo conseguir un millón cada día echando un pie, el derecho o el izquierdo da igual, fuera de la cama.  En nuestra ficha ponemos todos los datos de nuestra vida actual y pasada, fecha de nacimiento incluida, así como nuestras preferencias, gustos etc. A eso se le añade dirección, teléfono e e-mail, sí, sí, no se echen la mano a la cabeza, mucha gente pone su dirección y teléfono y a lo mejor su hijo o su hija es uno de ellos. Esos datos son más que suficientes para recibir publicidad a porrillo en nuestro buzón electrónico y físico, que todavía existen. Sin hablar de las fotos que dejamos ver a cualquier ser humano que se nos conectan. ¿Cómo evitar esto? Pues relativamente fácil. Si utilizamos todas las armas de seguridad que, ahora sí, tienen estas redes sociales, no será fácil que esto ocurra. La primera de todas es no admitir a cualquiera entre nuestros habitantes cibernéticos sino a los que realmente conozcas. No tienes que admitir a nadie si verdaderamente no quieres. Y no desverlar tantos datos. Casi siempre con el nombre y alguna foto que otra puedes darte a conocer y luego en tu perfíl admites a quien quieras. Todo esto es muy importante porque nos estamos metiendo en un mundo en el que no tiene que pasar nada pero en el que ha habido extorsiones, persecuciones  e incluso asesinatos. Esto no es una broma ni una exageración. He investigado un tiempo sobre todo esto y he llegado a la conclusión de que las redes sociales más seguras son Facebook, la más grande, y Tuenti la española más conocida así como alguna que otra de carácter más profesional en las que todavía no he investigado lo suficiente pero que será también como para echarle de comer a parte. No olviden que todo es seguro hasta que lo hacemos inseguro, que somos los únicos responsables de lo que hagamos con nuestros datos, que la libertad en internet es esto, para bien y para mal, y a utilizar las redes sociales pero con las espaldas cubiertas y el seguro echado a nuestras espaldas. Ah y a vigilar a los chiquillos y que nos digan carcas y todo lo que se les ocurra pero ante todo su seguridad, que esto ya no es algo que se queda en internet sino que, como hemos dicho, trasciende todas las fronteras del ciberespacio .

 

 

Lo volvemos a intentar


 Está claro que cuando uno no está inspirado lo mejor es callarse, leer o escuchar a otros y dejar pasar el tiempo hasta que resurja nuevamente el dinamismo. Muchas cosas han pasado desde que dejamos de escribir, entre otras que los 33 salieron de la mina, que pasaron la Navidad con su gente, varias guerras terminadas o aún por terminar, asesinatos con nombre de justicia, asesinatos tal cual, una revolución callejera llamada en el extranjero la revolución española, otras revoluciones en los paises árabes, muertes y muertes y más muertes, ah y una crisis que cada vez nos ahoga más y más sin visos de salida. Esto y otros asuntos personales tampoco muy buenos han hecho que el duende se retirara a su árbol a descansar a meditar y a liberarse de la carga de todas las cosas que en definitiva nos preocupan a todos pero que cada uno se lo toma de una manera diferente. Si has entrado alguna vez gracias, seguiremos intentándolo de nuevo dando cabida a más temas intentando organizar este caos de ideas, más desorganizadas que el gabinete del sr Zapatero. Gracias de verdad y dejad mensajes de vuestro paso por aquí. O al mail fernandofvh@gmail.com os lo agradeceré para seguir adelante.

VAN A VOLVER

Pues eso parece. Supongo qae quien más contentos estarán serán los 33 de los que hablábamos hace unos cuantos días. Esos mineros que estoicamente han sido los héroes de muchas jornadas televisivas, familiares y políticas. Héroes a la fuerza todo hay que decirlo porque no conozco a nadie que le gustaría estar bajo tierra estos meses que han estado. Lo más maravilloso es que la tecnologia ha valido para que estén a salvo, si todo sale bien y si Dios ilumina a esa zona de Chile por unos días más, dos o tres meses antes. Porque no se esperaba que se pudieran rescatar hasta bien entrado el mes de Diciembre. Ha sido increible esa lucha de los mineros chilenos por salvarse y por mantener con vida y moral no sólo a ellos mismos sino a su gente, en la que constantemente pensaban,quienes les han dado su grito, su apoyo, su soplo de aire, su esperanza mínima a veces, grande otras. Es el momento de pensar que el ser humano puede ser maravilloso, que la tecnología está para ayudar al hombre y no para destruirlo, que los políticos por unos meses han bajado a la tierra, que no a la mina, porque si lo hubieran hecho unos meses antes esto no habría pasado. Pero dejemos los reproches para que sean los propios mineros los que los lancen si así les parece. Suerte a todos a los de fuera y a los de dentro y que pronto podamos escribir que estais arriba y sin tener que felicitaros las Navidades en esa oscura semitumba que no ha podido con vosotros. Ah y por unos días, hasta que vean el sol, dejemos de pedirle a Dios por nuestras simplezas y pidamos por los 33. Toda ayuda es poca.

 

Malas costumbres

La verdad es que no sé por qué pero tengo una fea costumbre. Cuando leo un foro, un comentario, cualquier cosa en internet, siempre creo que lo que han dicho, escrito, comentado, no es del todo cierto y que hay que clavar la puntilla. De esto me he dado cuenta al leer algo aparecido en el bloq de un amigo y compañero de los tiempos de la radio en Málaga, ya lejanos y perdidos en la memoria. Mi amigo Miguel Angel tiene un bloq, que su trabajo le habrá costado hacer por la perfección que le veo, sana envidia desde luego http://migueflyingcircus.blogspot.com. Pinchen en el enlace que merece la pena, háganme caso.Y es que tenemos la mala costumbre de ver la paja en le ojo ajeno con la viga en el nuestro propio. Lo dijo Jesucristo hace más de 2000 años y seguimos sin aprender. Los bloqs son páginas propias, esa es la grandeza de la web,para bien y para mal, cualquier ser humano puede realizar sus sueños opinando, o hablando de sus cosas. Así que perdón a todos por mis criticas sobre todo ahora que estoy con una escayola y en silla de ruedas a lo James Stewart pero en vez de observar con prismáticos la calle obserbo la red que es más grande.

FACEBOOK

VIDEOS

618 views - 0 comments
624 views - 0 comments